3 de mayo de 2008

Me tortura

Me tortura
caminar por el límite del parque
tocando con los dedos
índice
corazón
y anular
los barrotes que enjaulan el verdor prohibido
la mano siguiéndome de lejos
mordiendo el óxido

Me tortura
borro la sonrisa germinal
cuando escucho las ramas temblar al paso de la ira
las flores inclinarse
romperse
morirse
sólo para permitir vivir al hombre
convertido en bestia
las flores mustias que se inmolan
para negarnos
olor
color
y grito
flores que no cimbrean ni cantan
que no chillan promesas
flores que prefieren silencio
y nos liberan de la belleza tentadora.

para David

No hay comentarios: