17 de enero de 2015

Pájaros














Los buitres comen cerezas y dátiles,
rechazan tu carne
por su marcado sabor a lágrima.

Los cuervos beben buen licor amargo
y de memoria recitan
toda tu vida antes de que te marches.

Las cigüeñas en los basureros nadan
como patos, sus vientres
surcando la basura de tu infancia.

Has sido todos los gorriones
asfixiados por la miga
húmeda de la brutal ignorancia.

Has sido urraca y grajo,
frío y avidez,
has sido un buen pajarraco.

Has sido uno de esos
pichones nacidos para el espeto y la red.
Avestruz que quiso ser pingüino,
Águila real
               mente tonta
que entra en la pajarería
a preguntar por su jaula.