12 de septiembre de 2016

diminutillos

205.


la enfermedad atenta
encontró la salida
un hogar en todas las cosas
una estancia refrigerada
en la conciencia renca
del grupo de la turba de la masa
crítica
y ni los niños felices
se libran ya del dolor y el ansia
ni los ilusos están exentos
de tener que perseguir virtualidades
nadie escapa del verdugo diluido
en todas las acciones libres


la enfermedad atenta
ya no mata